Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web.
Si continuas navegando consideraramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de Cookies.

Cerrar

THE LARGEST SITE OF FILM MUSIC REVIEWS IN THE WORLD! 16 YEARS ON INTERNET
23.475
BANDAS SONORAS
4.722
COMPOSITORES
5.324 OPINIONES DE USUARIOS
SÍGUENOS
USUARIO
 

ÁGORA

PARTICIPA DEL ÁGORA
ARCHIVO

¿ESTÁ JUSTIFICADA LA MALA MÚSICA?

06/11/2017 | Por: Conrado Xalabarder
DEBATE

En el artículo La buena música de cine se respondió a la pregunta ¿Qué es una buena banda sonora?:

La buena música de cine es aquella que es útil a la película, y ese debe ser el objetivo del compositor. Por ello, es fácil deducir que una mala música (considerada desde el criterio de calidad musical) puede ser una gran música de cine, o que una estupenda música puede ser cinematográficamente mala (...) Para conseguir una máxima utilidad no se ha de sacrificar necesariamente la calidad, pero la eficiencia es lo imperante, por lo que el objetivo es el de una música útil, no el de una música buena

Durante años he sostenido que mientras la música fuera útil y cumpliera con su cometido en el filme las cuestiones sobre su calidad eran de menor relevancia, y en algún momento llegué a defender el da igual mientras esa música mala ayude a construir la película. Es un criterio radical que he ido ponderando y finalmente he acabado por descartar, aunque no totalmente. En lo que no he cambiado un ápice, y me mantengo en esta consideración, es que lo más importante es la funcionalidad, lo que haga la música en el filme. No quiere decir que otras cosas (tipo la música fuera del filme) no tengan relevancia, pues sí la tienen. Pero nada hay que se pueda equiparar en importancia a la música dentro del filme, aunque ciertamente son exigibles unos mínimos de calidad, también cuando sea necesario hacer mala música.

En el artículo citado indiqué:

Podemos discriminar a dos personajes dándole a uno música buena frente a otro cuya música sea vulgar. Pero una mala música de origen (sin necesidad de tener que empeorarla con fines dramáticos) puede resultar también efectiva. Por ejemplo, para recrear un ambiente soez, vulgar o decadente, nada hay mejor que aplicar mala música.

La funcionalidad a toda costa puede acabar haciendo mucho daño a la música de cine. Crear una estructura de temas bien ordenada y comprensible (tema principal, centrales, secundarios, etc) es un esqueleto que podría ponerse en movimiento con mala música si aquello que explica o los objetivos a cumplimentar son satisfechos. Pero, ¿y por qué no hacerlo con música buena?. Si lo aceptamos, incorporamos al objetivo de la funcionalidad, casi de modo indisociable, el que la música sea buena.

Hay excepciones: cuando la película necesite de mala música para explicarse, por las razones que sean. Es bastante obvio en el caso, por ejemplo, de la infame música que sale de la infame orquestilla que hay en el escenario de Cabaret (72): nadie en su sano juicio celebrará esas músicas desafinadas como buenas, pero que son magníficas en su resultado. Otros casos pueden ser objeto de discusión, como lo está siendo Blade Runner 2049 (17), donde a mi juicio -otras personas con criterios muy bien formados no están de acuerdo- funciona muy bien siendo música no buena, por las razones que ya he expuesto en el comentario de la banda sonora. O incluso añadiria el ejemplo de Jaws (75), donde a mi parecer John Williams contrastó la poderosa música stravinskiana del entorno del tiburón con las melodías ligeras y deliberadamente banales para lo exterior, en una clara emulación del enorme poder y astucia del animal, frente a la torpeza y deslucida heroicidad de los humanos.

Pero al menos hay argumentos que pueden esgrimirse para defender la música de Blade Runner 2049: su decadencia, su sentido agónico, o incluso el de la música destruida (aunque no creo que sea el caso), y hay también argumentos que expliquen la diferencia de calidad entre unas y otras músicas en Jaws. En ambos casos, si se aceptan las premisas, son en beneficio de las películas. Sin embargo no hay argumento alguno que avale lo que se hace actualmente en no pocos blockbusters con música industrial, o lo que se ha hecho en la segunda temporada de Stranger Things, pues lo cierto es que la serie no se entiende con la mala música: bien al contrario necesitaba de una y muy buena, que podía (¿por qué no?) ser ochentera y electrónica (aunque no necesariamente), pero con unos mínimos de calidad. Porque si la música cuando es mala no tiene justificación argumental o de lógica dramática, simplemente es mala música que por no justificada acaba siendo un importante perjuicio para la película o serie.

Compartir en
 
Anterior
comentarios de los USUARIOS Deja un comentario
Deja un comentario
Atención Una vez publicado, el comentario no se podrá modificar. Publicar
No hay ningún comentario