Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web.
Si continuas navegando consideraramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de Cookies.

Cerrar

THE LARGEST SITE OF FILM MUSIC REVIEWS IN THE WORLD! 16 YEARS ON INTERNET
24.438
BANDAS SONORAS
5.024
COMPOSITORES
5.635 OPINIONES DE USUARIOS
SÍGUENOS
USUARIO
 

SODOMA Y GOMORRA

INFORMACIÓN DISCOGRÁFICA
Compositor: Rózsa, Miklós
Sello: Prometheus
Duración: 137 minutos
INFORMACIÓN DE LA PELÍCULA
Título original: Sodom and Gomorrah
Director: Robert Aldrich
Nacionalidad: EE UU
Año: 1962
ARGUMENTO

Adaptación del relato bíblico del episodio de Sodoma y Gomorra, ciudades entregadas a todo tipo de lujurias y que fueron castigadas con su destrucción.

PUNTUACIÓN MUNDOBSO
8
PUNTUACIÓN USUARIOS
8.7
Puntuar
Compartir en
COMENTARIO MUNDOBSO

Partitura épica y dramática, en la que el compositor volvió a mostrar su habilidad y sensibilidad con la música referencial histórica, su talento y su adecuado sentido dramático, aquí muy reforzado en una creación amplia y variada, con poderoso tema principal, bellísimos momentos líricos y una gran fuerza dramática.

Translate:
comentarios de los USUARIOS Deja un comentario
Deja un comentario
Atención Una vez publicado, el comentario no se podrá modificar. Publicar
Usuario: (ignus) Ignacio Marqués Cuadra
Fecha de publicación: 21.03.2016
Apoteósica. Como toda obra de Rózsa abordando algún tema histórico-bíblico-épico, “Sodoma y Gomorra” rebosa de su habitual maestría por todos lados. Por otra parte, no extraña que no esté entre sus obras más conocidas pues en el 59 había salido “Ben-Hur” y en el 61 “Rey de Reyes” y “El Cid”, todas ellas bastante más exitosas que “Sodoma y Gomorra” en el 62 e imagino que le hicieron sombra. Sin embargo, para mí esta obra de Rózsa es tan excelente que sí la incluiría en ese grupo de grandes obras (aunque la película sí que me parece bastante inferior a las antes citadas).

La cinta, de dos horas y media, cuenta con cerca de dos horas de música que, aunque es muchísimo, Rózsa sabía construir muy bien estas obras monumentales a base de innumerables temas y motivos, siempre con ese sentido épico y majestuoso, y ésta no es una excepción ya que logra una obra extensa, muy completa y más compleja de lo que parece. La poderosa obertura nos sorprende nada más empezar con el que será el tema de los hebreos, una imponente repetición de varias notas con cuerdas y viento metal que otorgará a los hebreos una arrolladora fuerza cada vez que aparezca en la película; con este tema es como si los hebreos contasen con el poder de Dios, es un tema que en cierto modo representa también su voluntad, siendo la música que los guía, y es que por momentos resulta hasta casi apocalíptico (no recuerdo que hayan tenido un tema tan poderoso en toda la historia del cine, este tema es realmente muy bárbaro). También se nos presenta el precioso tema de amor de Lot e Ildith, que es muy lírico, y todo siempre sin perder la referencia de las músicas de la época.

La película comienza con el tema de Sodoma durante los títulos de crédito en todo su esplendor, y a la vez se nos muestra lo que parece ser el fin de una orgía en una de las salas del palacio, de manera que el propio tema toma parte denotando cierta malicia y culpa de este pecaminoso pueblo, tal vez llegando a comportarse incluso como el contratema del de los hebreos. Por otro lado, aparecen los Elemitas, una tribu belicosa que desea conquistar Sodoma y cuyo tema es una marcha militar con cierto aire circense que contará con muy poderosas variaciones, especialmente durante la gran batalla en el dique. Y por último, se nos introduce al pueblo hebreo, que cuenta con el tema que se presentó en la obertura (contará en algunos momentos con poderosos coros masculinos de apoyo, cuando están trabajando en la cantera por ejemplo, alcanzando una intensidad y fuerza desbordante; o al final con la destrucción de Sodoma y la huída de los hebreos) y también cuentan con una marcha de aire optimista como referencia más bien para lo marcial y los momentos victoriosos, entre otros temas secundarios como cantos basados en salmos sefardíes.

En torno a todos estos temas, la música va evolucionando a nivel dramático, con intensidad creciente, hasta alcanzar momentos de absoluto clímax en la batalla del dique, con las habituales músicas triunfales y épicas del compositor (se trata de unos 15 minutos ininterrumpidos de música de batalla, que recuerda un poco a la de “Ivanhoe”, por su enorme intensidad y duración). También hay bastantes temas ambientales exóticos, muy variados, normalmente para las celebraciones y danzas de ambos pueblos, si bien son las músicas más secundarias y menos relevantes narrativamente de la banda sonora. El último acto es espectacular ya que acaba cerrando los diversos temas con la destrucción de Sodoma y la huida de los hebreos de la ciudad.

No hay palabras para describir esta absoluta maravilla de obra. Para todo amante de Rózsa me parece imprescindible esta regrabación, con una calidad de sonido fabulosa, muy superior a la de la edición que ya existía y a la de la propia película, que cuenta con una calidad bastante mala (encima no tiene la obertura ni el intermedio, en la edición americana no sé cómo estará, pero en cualquier caso la película es mucho más inferior que su música). Quién sabe si con el tiempo esta edición regrabada quizá consigue atraer más aficionados a esta maravillosa pieza del maestro húngaro y se revalora como una de sus más grandes obras. En mi opinión lo es. Aprecio mucho esta enorme banda sonora.
Responder
Atención Una vez publicado, el comentario no se podrá modificar. Publicar