Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web.
Si continuas navegando consideraramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de Cookies.

Cerrar

THE LARGEST SITE OF FILM MUSIC REVIEWS IN THE WORLD! 20 YEARS ON INTERNET
32.730
BANDAS SONORAS
6.878
COMPOSITORES
6.998 OPINIONES DE USUARIOS
SÍGUENOS
USUARIO
 

ÁGORA

PARTICIPA DEL ÁGORA
ARCHIVO

¿POR QUÉ NO EXISTE LA BANDA SONORA DE LA CASA DE PAPEL?

10/11/2021 | Por: Conrado Xalabarder
OTROS TEMAS

Con la incontable e imparable cantidad de ediciones que hay de bandas sonoras de cine y televisión, especialmente si son de éxito, es inevitable preguntarse por qué no existe banda sonora de La casa de papel, una de las series televisivas de más éxito de la Historia de la pequeña pantalla. Tiene cinco temporadas, una monumental acogida en el mundo entero, dos conciertos hasta la fecha con lleno total... ¿pero por qué no se ha editado la banda sonora de Iván Martínez Lacámara y Manel Santisteban ni siquiera en formato digital?

Cuando firmas el contrato de la serie -explica Lacámara- cedes los derechos y la explotación. La explotación quiere decir que ellos deciden qué hacer con la música: si quieres sacar un disco lo deciden ellos. En las películas, por lo general, los productores suelen ser indiferentes y dejan que el compositor edite su música, y de hecho de Netflix hay numerosas series y filmes cuyas bandas sonoras sí han sido editadas por distintos sellos discográficos. ¿Por qué no con La casa de papel a pesar del triunfo de esta serie?

Una respuesta factible es que no la editan ni autorizan su edición por el poco o ningún dinero que va a reportar a una plataforma que ingresa millones. Pero esta razón -que sin duda forma parte de la respuesta- se contradice con el poco o ningún dinero que les ha reportado bandas sonoras de series y filmes de mucho menor rendimiento en audiencias. Además, aunque la edición digital supondría un coste cero, la física también podría resultar gratuita si solo cedieran el derecho a editarla sin asumir coste alguno.

Es importante recordar que la serie no es original de la plataforma norteamericana sino un producto de Atresmedia que, emitida en Antena 3, funcionó bien pero sin grandes alegrías y finalmente se canceló. Luego Atresmedia la incluyó en Netflix en un paquete con otras de sus producciones, y entonces fue cuando La casa de papel pegó un pelotazo sin siquiera promoción y, casi súbitamente, se convirtió en un fenómeno de masas que rápidamente atravesó fronteras y llegó al mundo entero. Entonces Netflix se la compró a Atresmedia para hacer nuevas temporadas, pero la empresa española excluyó de la venta las canciones Bella ciao y My Life Is Going On (temas que no son de los compositores y que acabaron siendo las canciones más populares de la serie) Como Netflix no puede explotar comercialmente esas dos canciones, es plausible pensar que no tenga interés alguno en sacar un disco si no van a poder incluirlas. Y obviamente Atresmedia no podría sacar la banda sonora de los compositores a pesar de incluir las canciones.

No ser un producto genuino de Netflix ni norteamericano sino español puede que sea otra de las razones del nulo interés mostrado para editar o dejar editar la música. Parece que Netflix no solo no tiene interés en la música, tampoco lo tiene en lanzar merchandising oficial (el pirata es sobreabundante), así que es lógico pensar que ven la música como un producto meramente mercantil, lo que lamentablemente es pandémico en la industria.

Sin embargo, ¿por qué sí ha podido mostrarse en concierto en Tenerife y Ostroda (Polonia)? ¿Por qué Netflix no puso inconvenientes?: Es que no los pueden poner -explica Lacámara-, porque yo sí puedo hacer una nueva grabación con una orquesta. En realidad, es algo que podíamos hacer hasta la cuarta temporada, porque en la quinta hemos tenido una cláusula en la que indica que no podemos regrabar la música. Es algo habitual en el mundo discográfico. ¿Y ante el gran éxito del concierto cómo ha reaccionado Netflix?. Lacámara es contundente: Creo que ni se han enterado, y si lo han hecho no creo que les haya importado mucho.

Parece pues obvio que de haber tenido los derechos sobre esas exitosas canciones Netflix no mostraría tanta indiferencia por la explotación de la banda sonora de una de sus series más triunfadoras. Sorprende, decepciona e irrita que no se avengan a permitir que los compositores lo hagan por su cuenta y riesgo. Si pudieron hacer un concierto, ¿podrían editar ese concierto?: Sí, pero sin usar el título de la serie ni la imagen de la serie ni nada que aluda a la serie. No es una vía absolutamente cerrada, pero de altísimo (absurdo e innecesario) riesgo, como comenta el compositor: Se podría editar con su manera de operar, que es "gástate tú el dinero en grabarlo, en mezclarlo, en todo, y si me gusta y me apetece entonces te dejo poner la carátula y el título de La casa de papel. Pero igual te digo que no". Pese a todo yo voy a grabar este año en Bulgaria algunos de los temas más representativos.

Si Netflix supiera del éxito enorme de convocatoria que han tenido los conciertos de Tenerife y Polonia probablemente se avendría a permitir su edición. Fueron dos conciertos pero podían haber sido muchos más de no ser por las complicaciones y los costos añadidos debido al Covid-19. El llenazo en Tenerife era esperable por jugar en casa, pero lo de Polonia es una llamada de atención: si allí la propuesta tuvo éxito, con seguridad la tendría en Francia, Italia, Alemania, Holanda, UK, Japón, el resto de España... ¡prácticamente cualquier país! ¿cómo no explotar este enorme filón, aunque sea solo por promoción de la marca Netflix y para dar satisfacción a sus clientes?

Pedro J. Mérida, uno de los productores de este concierto, corrobora el éxito de asistencia, unas 2.500 personas en los dos conciertos, y sin restricciones podían haber sido muchísimas más. Y de hecho, comenta Mérida: de los dos conciertos que se hicieron en ese festival polaco, fue el que tuvo el lleno apoteósico. El otro concierto, que era de reconocidos autores polacos, estuvo bastante bien de público, pero la Armada Española aquí le dio sopas con honda.

A fecha de hoy, La casa de papel es una extraña y bizarra excepción en el panorama de las ediciones de bandas sonoras de productos de éxito. Extraña, bizarra y absolutamente lamentable.

Compartir en
 
Anterior
comentarios de los USUARIOS Deja un comentario
Deja un comentario
Atención Una vez publicado, el comentario no se podrá modificar. Publicar
No hay ningún comentario