Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web.
Si continuas navegando consideraramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de Cookies.

Cerrar

THE LARGEST SITE OF FILM MUSIC REVIEWS IN THE WORLD! 18 YEARS ON INTERNET
27.969
BANDAS SONORAS
5.929
COMPOSITORES
6.210 OPINIONES DE USUARIOS
SÍGUENOS
USUARIO
 
PREMIOS
Premios Oscar 1953
Nominada Mejor adaptación musical

5.000 DEDOS DEL DR. T, LOS

INFORMACIÓN DISCOGRÁFICA
Compositores: Hollander, Frederick | Stoloff, Morris
Sello: Film Score Monthly
Duración: 197 minutos
INFORMACIÓN DE LA PELÍCULA
Título original: 5,000 Fingers of Dr. T., The
Director: Roy Rowland
Nacionalidad: EE UU
Año: 1953
ARGUMENTO

Musical sobre un un niño aterrorizado por los métodos de su profesor de piano que tiene una pesadilla en la que el malvado profesor quiere encerrarlo de por vida y casarse con su madre.

PUNTUACIÓN MUNDOBSO
8
PUNTUACIÓN USUARIOS
8.5
Puntuar
Compartir en
COMENTARIO MUNDOBSO

Brillante musical que contó con la colaboración de varios compositores, y que reúne divertidos números así como momentos góticos, también siniestros. La música incidental va en ese mismo sentido y cuenta con momentos memorables.

Translate:
comentarios de los USUARIOS Deja un comentario
Deja un comentario
Atención Una vez publicado, el comentario no se podrá modificar. Publicar
Usuario: Mario Pons
Fecha de publicación: 05.01.2017
He aquí una maravillosa obra maestra de los musicales. Jamás había oido nada de Hollander y tampoco, obviamente, de la música de “the 5.000 Fingers of Dr. T”: ni un solo tema.
Ya hacía un tiempo que pretendía escuchar esta banda sonora pero nunca me ponía a hacerlo y no me llamaba la atención en absoluto.
Craso Error!

Me dispuse a visionar la película hace un par de noches y en cuanto acabó, comencé a escuchar la banda sonora aislada: una maravilla. Algo que no hubiera hecho si no hubiera visto el film.
El hecho de que sea una edición de 3 CD's (aunque muchos de los tracks y temas tengan una calidad muy pobre por su antiguedad y por ser temas que nunca se grabaron en una sala de orquesta) era lo que me tiraba atrás pero ahora me alegro de que haya un triple regalo a descubrir y analizar.

“the 5.000 Fingers of Dr. T” es una obra inmensa aunque no lo parezca. Una banda sonora con mucha música y muchos temas a desglosar, todos ellos memorables y de belleza increíble. Algunos góticos como bien dicen en MundoBSO, otros épicos y otros muy alegres. Hay de todo en esta obra!
Empezaremos desglosando poco a poco cada CD, explicando alguna escena o significado con la película y también un breve comentario de los Sketches del compositor (de pésima calidad de audio, desgraciadamente) y de las versiones orquestales de cada composición.
Para ello, me he empapado con la gran lectura que hay en la versión editada por Film Score Monthly (FSM) con un maravilloso libreto de 40 páginas, información sobre la vida privada de Frederick Hollander (o Friedrich Hollaender), comentarios y análisi sobre casi cada tema en la banda sonora y también un poco de información sobre la película.

Títulos Principales – Para los créditos iniciales hay varias versiones en el triple CD. Una es una primera versión que no apareció en la versión final y que sería el primer track de toda la edición. Con un impresionante “Main Titles”, tema alegre donde los haya, un épico comienzo de la versión “Get Weather Together” al que sigue un tema cómico a piano y cuerda, brillante y dócil, que solo volveremos a escuchar en un segmento de la famosa escena de la orquesta en la mazmorra que más tarde comentaremos.
También está una versión acortada de la encontrada en el film, donde aparecen los créditos iniciales y que tiene un tema distinto, nada que ver con el original primer track del primer CD de la edición discográfica sino que tiene un tono más misterioso y más lúgubre que se va iluminando a lo largo que el track va avanzando. Esto se debe a que en la versión final de la edición cinematográfica, la película comienza con Bart, el niño protagonista teniendo una pequeña pesadilla en la que una serie de hombres con redes gigantes intentan capturarlo en un satírico ballet que está acompañado por un primer tema que Hollander nos deja aquí: el “Butterfly Ballet”.
Encontraremos más adelante una versión completa de este Ballet, diferente y más centrada en ese toque terrorífico y opresivo, referente a la pesadilla y que además tendrá una longitud mayor ya que estaba pensada al principio para ser una escena de acción para la mitad de la película, algo que se vió truncado en la versión final y pasó a ser la primera escena y pesadilla de Bart. Finalmente, tenemos la versión original y acabada que aparece en la película además de una versión a piano del ballet.
Por tanto, hasta seis tracks distintos para los créditos iniciales y el “Butterfly Ballet”, para la primera pesadilla de Bart.

Ten Happy Fingers – Más adelante, tenemos otro tema clásico de la película, que es la supuesta composición maestra del profesor de piano de Bart, el Dr. T en el sueño aunque es Theodoro Terwilliker en la realidad: “Ten Happy Fingers”, una pieza alegre a piano que será cantada por Bart y su madre durante la versión final del film. Encontramos la versión original de la película.

The Uncle's Skating Waltz – Hay un par de malvados personajes, secuaces del Dr. T, que pretendían ser más importantes en el film que lo que al final fueron en la versión final: los gemelos barbudos amantes del Skating, dos hombres unidos por una larga y gigantesca barba que van sobre ruedas a todos los lugares que se proponen. Dos enemigos que serán peligrosos para Bart y que acabarán muriendo al final de la película a causa de que el mejor amigo de Bart, un adulto fijador de cañerias, les cortará la barba por la mitad y estos acabaran desunidos y muertos.
Para ellos y también para esta persecución/batalla, Hollaender haría un Waltz, ágil, gótico pero a la vez lleno de comedia, con música similar a la de un espectáculo de circo, para referirse al peligro que ambos tenían sobre Bart pero también para su agilidad en el combate sobre ruedas.
Para el “the Uncle's Skating Waltz”, encontraremos una versión larga y completa para una escena que al final acabaron quitando en la versión final, la versión oficial del film, un solo a piano, una versión más corta con un final alternativo y el tema para la muerte de los gemelos, que usa el waltz también aunque más ágil y con más acción.
Como hecho curioso, los gemelos que aparecen en el film eran profesionales del Skating reales, gemelos que fueron unos artistas maravillosos y que llevaban unos cuantos años retirados. Solo volvieron a hacer Skating para las escenas de la película como favor al director.

Many Questions – Canción cantada por la madre de Bart, Mary Healy, en una escena que no aparece en la versión final del film. Es una canción bella aunque misteriosa y en momentos triste.
Como en casi cada tema importante del musical, hay algunas variaciones a lo largo de los tres CD: la versión oficial que había planeada para la película, una version orquestal, una alternativa con distintos segmentos a la oficial y la mejor versión de todas: un sketch hecho por el compositor, una melodía totalmente distinta a la que al final fue lanzada como la definitiva, mucho más misteriosa, bucólica y más delicada.

Terwilliker's Do Re Mi – Otra canción, esta vez cantada por Hans Conried, el propio Dr. T (o Terwilliker), que fue eliminada de la versión final del film. Una lástima ya que es una canción bastante buena para un villano además de tener un mensaje extremadamente egocéntrico en el que el doctor asegura que su nota preferida no es “Do, re, mi, fa, sol, la, si o Do” sino que es “Me” (“Yo” si lo traducimos al castellano)

Entre esta escena y la próxima, referente a la famosa coreografía de la mazmorra, hay bastante música de acción para acompañar las aventuras de Bart, música sobretodo compuesta por Hans Julius Salter, Gil Grau y muy poca por Hollaender.

Dungeon Shlim Shlam – El track más largo de todo el CD y también la escena del musical con más duración del film. No hay cantantes esta vez, solo una espectacular coreografía, maravillosa y que en su día debió ser increiblemente difícil. En ella, muchisimos extras mostrando un espectacular ballet mientras van tocando muchisimos instrumentos siendo ninguno de ellos el piano: tocan una gran arpa, percusión, muchas trompetas y trombones, violines, “piccolos”, acordeones y decenas de instrumentos más.
Una dura orquestación y composición para Frederick Hollander en que tuvo que hacer uso de su ingenio musical para poder hacer esa estupenda coreografía con Eugene Loring. Una loca belleza.

Lead to Grindstone – Pequeña composición cantada por el mejor amigo de Bart, Peter Lind Hayes. Una melodia épica y con varios momentos divertidos, muy ágiles y agradables en la escucha aíslada. De nuevo, una canción que no tuvo la suerte de aparecer en el film.

I will not Get Involved – Canción de nuevo cantada por Peter Lind Hayes, triste aunque con muchas referencias a la comedia y a la música de la época. Melodia típica en los musicales de los 50 en las que el personaje muestra su personalidad.
En el triple CD hay dos versiones alternativas más: una cantada y otra a piano.

Dream Stuff – En esta composición participaron casi todos los orquestadores o compositores adicionales además del propio Dr. Seuss para incluir las letras. No solo Friedrich Hollaender, sino Arthur Morton, Gil Grau y Heinz Roemheld, además de Tommy Rettig como Bart y Peter Lind Hayes como el fontanero Zabladowski, hicieron falta para componer una bellisima canción dedicada a los sueños y que en escena aumenta muchisimo la relación entre ambos protagonistas. Una escena perfectamente realizada y con unas interpretaciones brillantes entre niño y adulto que son difíciles de ver en otras películas. Totalmente necesaria para el avance del film.
De nuevo, dos versiones alternativas para piano, una alternativa para el film, la oficial y definitiva y además una versión orquestal de regalo para tan bonito tema.

Massage Opera – Otra canción cortada y que no aparecería en la película. No tan útil ni bella como anteriores composiciones que sí han quedado fuera aunque mostraba la relación de odio entre el Dr. T y cómo la hipnotizada madre de Bart estaba obligada a estar con él. Además de la versión oficial, hay una a piano, tocada por Hollaender.

You Opened my Eyes – Esta fue una de las primeras canciones que Friedrich Hollaender compuso para la película, con la ayuda de Nelson Riddle. Es el tema de amor para Zabladowski y la madre de Bart, Mrs. Collins, que por desgracia no tiene importancia en el film hasta el final de la película. Esta canción también fue eliminada de la versión cinematográfica final y por ello no es algo de sumo interés a lo largo de ésta.
Una lastima también, puesto que solo por escuchar este maravilloso tema romántico, digno de encontrarse en un top de temas de amor de la época, me hubiera gustado que la subtrama de amor hubiera aparecido.
De todas maneras, se logra escuchar el tema también en el final de la película, antes de los créditos finales y cuando el fontanero y la madre se ven por primera vez.
Además de la versión cantada, que sería la oficial de la película aunque ésta fuera eliminada del metraje final, también podemos encontrar una versión a piano y una maravillosa composición orquestal, realizada con gran maestria por Riddle.

Hypnotic Duel – El Dr. T comienza con unas palabras mágicas que dan a entender que algo mágico va a pasar. Reminiscencias a un mambo, Hollaender crea una corta composición llena de momentos brillantes con la escena más tonta del film, un duelo de movimientos (que se basan supuestamente en la hipnosis) y que sino fuera por la música, seria totalmente inútil.

Get Together Weather – Como composición orquestal, me parece la gran maravilla del musical, con incluso un cercano estilo celta a la mitad del tema. Como escena, también me parece maravillosa la manera en la que el Dr. T intenta engañar al fontanero, quién a primera vista se ha enamorado de la señora Collins, madre de Bart.
También tenemos una versión a piano, como ya va siendo costumbre además de una orquestal y una más alternativa, pero nada como la original vista en el film. Las letras, brillantemente escritas por el Dr. Seuss, cercanas en algunos momentos a un trabalenguas, son igual de divertidas que la música que las acompaña y representa mejor que ninguna el estilo de comedia que en el fondo tiene el film.
Lo mejor de la banda sonora y el musical, sin duda.

Kid's Song – Cuando el señor fontanero, mejor amigo de Bart, no cree a este en cuanto al engaño al que está sometiendo a todo el mundo el Dr. T, Bart se deprime al oir que Zabladowski no le cree al ser un niño y que seguramente se inventa todo lo que ve. Esto provoca una inmensa tristeza en el pequeño Bart, quien con una dulce y maravillosa melodia expresa sus sentimientos y hace sentir culpable al fontanero, quién le volverá a dar una oportunidad.
Esta canción y las importantes letras del Dr. Seuss también tenían la intención de dar un mensaje a los adultos, que incitara a creer más a sus hijos y ayudarlos en sus problemas personales.
Como viene siendo habitual, tenemos una versión orquestal, la oficial del film, un solo a piano y una alternativa, siendo la alternativa en este caso la mejor, solo porque tiene una mejor calidad de sonido.

Entre la canción de Bart y la próxima canción de Peter Lind Hayes volvemos a tener varios tracks de acción que sobretodo Arthur Morton, Salter, Heinz Roemheld y Hollaender compusieron. Solo música para acompañar, con poco interés tanto narrativo como musical.

Freckle on a Pygmy – Si hay una canción que odio que no haya aparecido en el film, es esta. Una épica canción cantada por Zabladowski con una melodia que incluso en algunos momentos parece incitar a la aventura y a veces parece sacada de una película de piratas. Es maravillosa, alegre y muy pegadiza. De nuevo, una lastima multiplicada por dos al no ver esto en escena durante la versión final del film.
Tenemos la versión en piano y una alternativa con mejor calidad de sonido de nuevo. Nada más.

De nuevo, música de acción para el rescate de la señora Collins, madre de Bart, antes de la batalla comentada anterior contra los gemelos de larga barba sobre ruedas. Música tampoco muy interesante que es utilizada primordialmente para acompañar la acción. Componen Salter, Morton y Hollaender.

Victory Procession – Marcha militar que acompaña al Dr. T en su victoria al capturar a la familia, volver a hipnotizar a la señora Collins y llevar a Bart-Zabladowski al calabozo. Un coro de soldados, trompetas y todo lo necesario para hacer una composición de victoria militar, digna de un líder que necesita de un himno. Volvemos a tener una versión alternativa con mejor cualidad y una versión a piano.

Dungeon Elevator – No bromearé al decir que esta composición realmente da miedo. Puedo imaginar ser un niño de nuevo, viendo esta película y disfrutando con sus elementos mágicos y morirme de terror al ver esta escena. Música digna de un film de miedo y que podría ser un tema que acompaña a algún asesino psicópata. La voz de Alan Alric en este caso ayuda mucho en su cometido.
Volvemos a tener una versión orquestal y dos alternativas, una de ellas con una calidad inmejorable y otra de ellas con la peor calidad posible de audio que podría haber. Además de esto, la versión oficial del film.

Dressing Song – Ésta fue una de las composiciones más famosas del film. La escena también más colorida de la película y que en aquél momento, por ello impactó. El Dr. T se prepara para ir a la inauguración de su instituto y por ello se viste de ropas de gran calidad y riquezas. Para pedir estos elementos, canta a sus ayudantes de vestimenta y les ordena qué hacer con su ropa y cómo vestirle. Una canción muy ágil que además de su versión oficial del film, cuenta con un solo de piano, dos versiones alternativas (una de ellas con mejor calidad) y una orquestal. Esta será la última canción cantada del musical.

Después de música orquestal para la invención del Fix-Music (un objeto mágico que guarda la música en su interior) y su uso para que la música del piano gigante en la inauguración del instituto Terwilliker no suene, un poco de música ágil para la victoria de Bart y la vuelta al mundo real de éste tras la pesadilla, llegamos a los créditos finales.
Estos créditos tienen unas cuantas variaciones a lo largo del triple CD y todas tienen algo en común: el uso del tema de amor de Zabladowski y la señora Collins, ya que estos acaban enamorandose en la vida real tal y como habia soñado Bart.
Hay una variación alternativa de la versión oficial del film, además de esta. Finalmente, una versión con coros masculinos y una más orquestal y ágil, además de corta pero más emotiva y épica para el final del tercer CD, track que cerraría esta maravillosa banda sonora y genial musical.

Son más de tres horas de música, llena de temas importantes, divertidos, tétricos, románticos, tristes, aventureros... Un musical lleno de energia y bella música, que sabe acompañar y dar significado a las escenas del film. Y solo han bastado menos de cien dedos para crear una partitura, un musical, una banda sonora digna de ser reconocida con una nominación al Oscar en 1953.
Y es que si me dijeran que han bastado 5.000 dedos para crear esta obra, me lo creería!

Nota 8/10
Responder
Atención Una vez publicado, el comentario no se podrá modificar. Publicar